fbpx La Constitución dice "EL PUEBLO", no dice "LA GENTE" | Otra Voz
La Constitución dice "EL PUEBLO", no dice "LA GENTE"
Constitución

Fuente: Identidad Colectiva

Cuando la Constitución dice que el pueblo no delibera ni gobierna, sino por medio de sus representantes y autoridades creadas por esta Constitución. (art 22 CN). Dice que el pueblo, delibera y gobierna solo que no puede hacerlo como “fuerza armada” o “atribuyéndose los derechos del pueblo“ y dice también que el pueblo tiene caminos, y que hay instituciones constitucionales  ej. derecho de iniciativa, consulta popular, a través de las cuales peticionar a las autoridades, además del voto, por supuesto.

La Filosofía política y la teoría constitucional, en momentos como este en nuestro país, nos llama a pensar, como “pueblo “, nos obliga a darle vueltas a la teoría de los derechos, a la teoría de la democracia, a la interpretación de la constitución y a las teorías de la justicia. Porque todo lo que nos pasa como pueblo, como ciudadanos, como habitantes de este país, aunque no lo conceptualicemos, puede mirarse, leerse y entenderse con el lente de esas teorías.

Nosotros como pueblo, no necesitamos conocer, pero quienes nos representan, nuestras autoridades constitucionales, si deben conocer y allí deben encuadrar nuestras peticiones, nuestros reclamos, nuestras necesidades. Ese es el camino de las llamadas “aspiraciones democráticas “, que se integran con lo que el pueblo quiere y con el resguardo a los derechos de las minorías.

Como de un tiempo a esta parte se ha hecho costumbre en los políticos decir “que escuchan a la gente “, yo quiero hoy proponerles a ustedes repasar cuales son las alternativas que nos propone la clase política, las que expresan y las que callan. También revisar todas, alguna o algunas de las últimas propuestas incumplidas de la clase política gobernante, como para salir de las “ fotos” o el futuro posible “video” que nos hablan de acciones privadas-públicas de los gobernantes pero no de propuestas.

Y antes de este ejercicio quiero señalar que si alguien dijera: “votemos peronismo, sabríamos para dónde vamos y de qué se tratan las propuestas", pero como no es así, y cierta dirigencia radical Yrigoyenista se jacta de decir jocosamente que ha “copado” el Frente de Todos, la falta de orientación no ayuda demasiado.

Como yo asocio la idea de la democracia con un proceso de discusión colectiva, donde todos y en especial aquellos que resultarán más afectados por las decisiones que se tomen, puedan intervenir de alguna forma, aportar reflexión, en fin, decir qué piensan, quiero hacer un ejercicio que consiste en repasar el discurso de asunción del Presidente Fernández el 10 de diciembre de 2019, que fueron los temas de debate público durante la gestión macrista, que fueron los que el ciudadano votó, que están incumplidos y me niego a pensar que sean hoy la solitaria voz olvidada de un presidente, que no pudo hacer, que quedó atado a la coyuntura por presión, por indecisión, por ignorancia o por error inexcusable de política.

Por supuesto voy a obviar del discurso las referencias al Plan Integral Argentina Contra el Hambre y reflexiones conceptuales. Tampoco voy a adentrarme en las vinculadas a los desequilibrios macroeconómicos, sociales y productivos, que son muchos, variados y están incumplidos desde la partida. Y dejo al repaso de cada uno de los lectores de esta nota, el tema-problema con el que se sintió identificado.

Entonces, empiezo yo: y voy a transcribir los párrafos por los que desde distintos ámbitos entre el 2016 y el 2019 militamos, peticionamos y deliberamos y se convirtieron en propuesta: “SIN JUSTICIA INDEPENDIENTE NO HAY DEMOCRACIA“, y le creímos cuando el Presidente Fernández dijo:

En democracia, sin justicia realmente independiente, no hay democracia. (APLAUSOS)

Supo decir un penalista clásico, que cuando la política ingresa a los Tribunales, la justicia escapa por la ventana. (APLAUSOS)

Sin una justicia independiente del poder político, no hay República ni democracia. Sólo existe una corporación de jueces atentos a satisfacer el deseo del poderoso y a castigar sin razón a quienes lo enfrenten.

Hemos visto el deterioro judicial, en los últimos años; hemos visto persecuciones indebidas y detenciones arbitrarias inducidas por quienes gobiernan y silenciadas por cierta complacencia mediática. (APLAUSOS).

Por eso, hoy, vengo a manifestar - frente a esta Asamblea y frente a todo el Pueblo Argentino - un contundente Nunca Más. (APLAUSOS). Nunca Más a una justicia contaminada por servicios de inteligencia, “operadores judiciales”, por procedimientos oscuros y linchamientos mediáticos. Nunca más a una justicia que decide y persigue, según los vientos políticos del poder de turno. (APLAUSOS). Nunca más a una justicia, que es utilizada para saldar discusiones políticas, ni a una política, que judicializa los disensos para eliminar al adversario de turno. (APLAUSOS)

Lo digo con la firmeza de una decisión profunda: Nunca más es nunca más. Porque una justicia demorada y manipulada significa una democracia acosada y denegada.

Queremos una Argentina donde se respeten hasta rajatabla la Constitución y las leyes. Queremos que no haya impunidad, ni para un funcionario corrupto, ni para quien lo corrompe, ni para cualquiera que viola las leyes. Ningún ciudadano - por más poderoso que sea - está exento de la igualdad ante la ley. Y ningún ciudadano - por más poderoso que sea - puede establecer que otro es culpable si no existe debido proceso y condena judicial firme. (APLAUSOS)

Cuando se presupone la culpabilidad de una persona, sin condena judicial, se está violentando no sólo la Constitución, sino los principios más elementales del Estado de Derecho. Para superar este muro que lo único que ha garantizado en la Argentina es la impunidad estructural, en los próximos días vamos a enviar al Parlamento un conjunto de leyes, que consagren una integral reforma del sistema federal de justicia. (APLAUSOS)

SIN JUSTICIA NO HAY DEMOCRACIA, hoy no es una propuesta en boca de los futuros “representantes del pueblo “, o parafraseando a Perón nuestros gobernantes han decidido “sobrevivir” sin luchar porque no “aguantan” la tapa de los diarios.

Dejanos tu opinión

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.
CAPTCHA
Esta pregunta es para comprobar si usted es un visitante humano y prevenir envíos de spam automatizado.